La revolución BIM


Existen diferentes versiones de lo que es BIM: planificación, diseño, costos, presupuestos, construcción, sustentabilidad y mantenimiento. Se puede afirmar que BIM es todo esto y más.

BIM es una metodología que ofrece organización y colaboración durante toda la vida de un proyecto, logrando un resultado más claro y aterrizado al precisar los costos y el tiempo real de ejecución.

Toda la información del proyecto, incluyendo las áreas de trabajo, materiales y productos con sus características físicas y funcionales como dimensiones, peso, resistencia y fabricantes, se introducen en una herramienta, logrando alinear todas las posibles dimensiones del proyecto.

Su utilización es frecuente en áreas como la arquitectura, cimentación de estructuras, ingenierías, vías terrestres, edificación, infraestructura e instalaciones de seguridad, aunque hay otras áreas en las que se puede aprovechar esta metodología.

Los beneficios de utilizar BIM son muchos, ya que la intervención oportuna entre conflictos, retrasos y costos no previstos ayuda a tener una visión real sobre la rentabilidad del proyecto, protegiendo a la organización y aumentando la optimización del tiempo, generando ventajas significativas tanto en costo como en tiempo de ejecución.

Al utilizar la metodología BIM permite a que las empresas se adapten a las demandas actuales tanto nacionales como internacionales, dando oportunidad de tener mayores colaboraciones y proyectos alrededor del mundo. BIM asegura mayor productividad, flujo, reducción de costos, medición del tiempo, pocos errores, análisis de las etapas del proyecto, transparencia y mejor comunicación entre todos los colaboradores.

En algunos países se está volviendo obligatorio el uso de esta metodología, ya que no existe otra manera de presentar licitaciones sino es por medio de este formato.

El futuro es BIM

Gracias a la tecnología móvil y a las nuevas soluciones tecnológicas que integran las múltiples dimensiones de BIM, su uso y aceptación ha crecido exponencialmente. Clientes, propietarios y operadores pueden obtener fácilmente acceso a modelos BIM a través de cualquiera de sus dispositivos móviles, logrando su adopción a un nivel cada vez más alto.

Esta metodología no solo proporciona beneficios durante la etapa de diseño del proyecto y su construcción, sino que puede ayudar durante todo el ciclo de vida para que sea un proyecto totalmente rentable y exitoso. Para la industria de la construcción es importante contar con un cronograma que plasme los entregables del proyecto permitiendo la reducción de imprevistos y eliminar modificaciones.

En la actualidad existen proyectos reconocidos en los que está presente el uso de BIM tanto en concursos, edificaciones y propuestas de trabajo. El implementarlo representa un reto que permite obtener exactitud en las mediciones y velocidad en la toma de decisiones. Es por eso que empresas de alto nivel impulsan su uso.

BIM no es un software – es una metodología que se apoya en diversas herramientas de diseño y planeación, y que se está convirtiendo en una maniobra fácil de comprender. El manejo de esta metodología aún va comenzando en toda Latinoamérica, pero en poco tiempo logrará una evolución visible en el desarrollo de proyectos. Adaptarse a estas herramientas de trabajo que facilitan el control de proyectos a través de modelos tridimensionales es bastante sencillo; adicionalmente es el modelo que están aprendiendo a utilizar generaciones jóvenes de arquitectos que los ayudará a enfrentarse al mercado actual de una mejor manera.

#BIM #Tecnología #Construcción #diseño #arquitectura #estructura #ingenieria #Modelos

26 vistas